"Cruceros de Roncesvalles", fotografía de D. José Ortiz de Echagüe

lunes, 29 de abril de 2013

PEDOFILIA LEGALIZADA: UNA AMENAZA CONSTANTE EN UNA SOCIEDAD DE PSICÓLOGOS

 
 
Recuperamos un artículo publicado en italiano el año 2009 cuyo contenido es por lo menos inquietante para la sociedad.
 
LA ASOCIACIÓN PSIQUIÁTRICA AMERICANA Y LA NORMALIZACIÓN DE LA PEDOFILIA
 
 
¿Sabía usted que existe un estudio que insinúa que los abusos sexuales no son perjudiciales para los niños que "consienten"? ¿Piensa usted que la APA (Asociación Americana de Psicología) haya tomado distancias sobre este delirante estudio? ¡Nunca!

En julio de 1998 el "prestigioso" (sic) Boletín de Psicología llegó incluso a publicar un estudio de tres profesores: Bruce Rand, de la Temple University; Philip Tromovitch, de la Universidad de Pennsylvania; y Robert Bauserman, de la Universidad de Michigan, que redefinen a efectos prácticos el "abuso sexual de niños". El objetivo de este estudio, llamado "Examen meta-analítico de la propiedad asumida de abusos sexuales sobre niños usando ejemplos recogidos en los colegios", era determinar si "¿Causa daños psicológicos intensos entre niños y niñas tener una historia de abusos sexuales en su infancia?". Los profesores dicen que, según muestra su estudio, las experiencias sufridas por los niños, tanto varones como hembras, que han vivido abusos sexuales parecen bastante moderadas. Aseguran además que por otro lado el abuso sexual de un niño no produce necesariamente consecuencias negativas de larga duración. Sus conclusiones posteriores insinúan que cuando se detectan efectos negativos a menudo estos son temporales, y que el sexo consentido entre niños y adultos, y entre adolescentes y niños, debería ser descrito con términos más positivos, como "sexo adulto-niño" y "sexo adolescente-niño".

Mientras tanto, la otra APA (la Asociación Americana de los Psiquiatras) está haciendo todo lo posible por desentenderse de la investigación. Los críticos consideran extraño este comportamiento dado que en su "Manual de Estadísticas y Diagnósticos" (también llamado con las siglas DSM-IV y que viene a ser la "Biblia" de los psiquiatras en todo el mundo) la Asociación Americana de Psiquiatras afirma que los sujetos que acosan sexualmente a los niños no deben ser llamados "pedófilos", con el propósito de que no se sientan incomodados o angustiados por ello y sus relaciones sociales no se vean consecuentemente comprometidas.

Harold Pincus, psiquiatra y vice-director médico de la Asociación Americana de Psiquiatras, explica que "es importante distinguir entre el acto criminal y la enfermedad mental. Hay una gran diferencia. La diferencia entra en juego, según Pincus, cuando un pedófilo es detenido y acusado del crimen".

Asi las cosas ¿es que el pedófilo solo lo es cuando lo atrapan?

Un grupo que ha sido explícito en dar su apoyo a esta investigación es la North American Man-Boy Love Association (NAMBLA: Asociación Norteamericana de Amor Hombres-Niños), un grupo de pedófilos que reclama leyes que permitan el sexo (¿¡consentido!?) entre adultos y niños. Sin embargo, el coordinador de la investigación ha contestado a la NAMBLA, dicendo: "La APA no apoya de ningún modo las posiciones asumidas por la NAMBLA". 

Fuente original: publicado el 16 de abril de 2009 en AGORAVOX

L'Associazione Psichiatrica Americana normalizza la pedofilia



martes, 23 de abril de 2013

"LA BELLEZA SALVARÁ EL MUNDO": UN LIBRO DE FRANCESCA BONADONNA

Un libro de Francesca Bonadonna, recientemente aparecido en Italia: "La bellezza salverà il mondo". El título recuerda el aserto del genial escritor ruso Fiódor Dostoyevski. El libro se propone reconducir al lector a recobrar el sentido de la belleza y la pulcritud, en gran medida perdido en la actualidad: belleza como vía de salvación.


 
 
"Tarde te amé, belleza tan antigua como nueva. Me llamaste y quebrantaste mi sordera. Me iluminaste, y tu esplendor disipó mi ceguera. Difundiste tu fragancia, la respiré y ahora tengo anhelos de Ti. Gusté de ti y... ahora tengo hambre y sed de Ti. Me tocaste, y ardo del deseo de tu paz". (San Agustín)
 

La publicación de este ensayo sobre estética es cabalmente una reconstrucción de la "via pulchritudinis", capaz de resteñar las costumbres, los ambientes y la civilízación, degradadas por la miseria humana que por la miseria humana, por la vanagloria y el afán de poder la han corrompido, alejando a generaciones enteras de la tradición.
 
Plinio Corrêa de Oliveira, perspicaz observador de tales alteraciones, afirmaba que esta decadencia de la civilización cristiana se explica por el gradual eclipse de la belleza en los modos de sentir y en los comportamientos estereotipados de la juventud, absorvida por ideologías que han modificado el orden social con detrimentos devastadores tanto en la familia como en las expresiones estéticas del arte, alejado de los cánoneos del orden natural que no toleran las corrientes relativistas.
 


Una esmerada selección de obras de arte, que se inspiran en la belleza con su eficaz papel pedagógico, introduce al lector a la contemplación de ilustraciones que exaltan el valor de la vida desde su concepción, el hogar doméstico, como centro que irradia civilización, la tierra, como recurso para el sustento, el trabajo en los campos y sus tradiciones custodiadas y transmitidas por la sabiduría de los ancianos.
 
Cada pincelada es un lenguaje de colores, formas y contrastes que dan cuenta de una civilización olvidada, la Civilización Crisitiana que es la única capaz de vencer sobre todos los desafíos de nuestro tiempo.
 
Francesca Bonadonna

sábado, 20 de abril de 2013

"LOS CRISTIANOS TIBIOS", SEGÚN EL PAPA FRANCISCO


LOS CRISTIANOS TIBIOS SON LOS QUE QUIEREN CONSTRUIR UNA IGLESIA A SU PROPIA MEDIDA, PERO ESA NO ES LA IGLESIA DE JESÚS

Los cristianos tibios son aquellos que quieren construir una Iglesia a su propia medida, pero esa no es la Iglesia de Jesús: es lo que ha dicho hoy el Papa durante la Misa en la Capilla de la Domus Sanctae Marthae. Estaban presentes los voluntarios del Dispensario pediátrico: "Santa Marta" del Vaticano, encomendado a las Hijas de la Caridad de San Vicente de Paúl, que desde hace 90 años cuidan a los niños y las familias necesitadas de Roma, sin distinción de religión ni nacionalidad. Al lado del Papa, dos niños como monaguillos.

La primera comunidad cristiana, después de la persecución, vive un momento de paz, se consolida, camina y crece "en el temor del Señor y con el confortamiento del Espíritu Santo": el Papa comenta la lectura de los Hechos de los Apóstoles.

Es éste el mismo aire en el que vive y respira la Iglesia, llamada a caminar en la presencia de Dios y de modo irreprensible:

"Es un estilo de la Iglesia. Caminar en el temor del Señor es el sentido de la adoración, la presencia de Dios, ¿no? La Iglesia camina así y cuando estamos en presencia de Dios no hacemos nada feo ni tomamos decisiones feas. Estamos ante Dios. También con la alegría y la felicidad: este es el confortamiento del Espíritu Santo, que es el don que el Señor nos ha dado -este confortamiento- que nos hace ir adelante".

En el Evangelio propuesto para la liturgia del día muchos de los discípulos consideran duro el lenguaje de Jesús, murmuran, se escandalizan y a la postre abandonan al Maestro:

"Estos se han alejado, se han ido, porque decían "Este hombre es un tanto especial, dice cosas que son duras y nosotros no podemos... Es un riesgo demasiado grande andar su camino. Tengamos sentido común, ¿vale? Andemos un poco rezagados y no tan cerca de Él". Estos, tal vez, tuvieran una cierta admiración por Jesús, pero a cierta distancia: no te impliques demasiado con este hombre, pues dice cosas un poco raras...".

Estos cristianos -afirma el Papa- "no se consolidan en la Iglesia, no caminan en la presencia de Dios, no tienen el confortamiento del Espíritu Santo, no hacen crecer la Iglesia".

"Son cristianos del sentido común, solo: toman distancias. Cristianos -por así decir- "satélites", que tienen una pequeña Iglesia, a su propia medida: por decirlo cabalmente con las palabras de Jesús en el Apocalipsis: "cristianos tibios". La tibieza que viene en la Iglesia... Caminan solo en la presencia del espíritu del buen sentido, del sentido común... Aquella prudencia mundana: es ésta una tentación propia de la prudencia mundana".

El Papa Francisco piensa en tantos cristianos "que en este momento dan testimonio del nombre de Jesús, incluso hasta el martirio". Estos -afirma- no son "cristianos satélites", porque "van con Jesús, por el camino de Jesús".

"Estos -los que dan testimonio de Jesús- saben perfectamente lo que Pedro dice al Señor, cuando el Señor le hace la pregunta: "¿También vosotros queréis marcharos? ... ¿ser "cristianos satélites"?". Le responde Simón Pedro: "Señor, ¿a dónde iríamos? Tú tienes palabras de vida eterna". Y así, de un grupo grande se convierte en un grupo un poco más pequeño, pero formado por aquellos que saben perfectamente que no pueden irse a ninguna otra parte, pues sólo Él, el Señor, tiene palabras de vida eterna".

El Papa, al final, eleva esta plegaria:

"Roguemos por la Iglesia, para que continúe creciendo, consolidándose, caminando en el temor de Dios y con el confortamiento del Espíritu Santo. Que el Señor nos libre de la tentación de ese "buen sentido" -entre comillas- de la tentación de murmurar contra Jesús, por ser demasiado exigente, y de la tentación del escándalo. Así sea".

[Fonte: Radio Vaticana]

Agradecimientos al blog italiano amigo:

Una cassulla sulla roccia. 

domingo, 7 de abril de 2013

DVM PATER FAMILIAS



Cántico antiquísimo de la Iglesia hispanovisigótica en honor a Santiago Apóstol, Patrón de las Españas.

EN LATÍN

Dum pater familias
Rex universorum
Donaret provincias
Ius apostolorum
Jacobus Yspanias
Lux illustrat morum.

Primus ex apostolis
Martir Jerosolimis
Jacobus egregio
Sacer est martyrio

Jacobi Gallecia
Opem rogat piam
Plebe cuius gloria
Dat insignem viam
Ut precum frequentia
Cantet melodiam:

"Herru Sanctiagu
Grot Sanctiagu
E ultreya e suseya
Deus aia nos"

Primus ex apostolis . . .

Jacobo dat parium
Omnis mundus gratis
Ob cuius remedium
Miles pietatis
Cunctorum presidium
Est ad vota satis.

Primus ex apostolis . . .

Jacobum miraculis
Que fiunt per illum
Arctis in periculis
Acclamet ad illum
Quiquis solvi vinculis
Sperat propter illum.

Primus ex apostolis . . .

O beate Jacobe
Virtus nostra vere
Nobis hostes remove
Tuos ac tuere
Ac devotos adibe
Nos tibi placere.

Primus ex apostolis . . .

Jacobe propicio
Veniam speremus
Et quas ex obsequio
Merito debemus
Patri tam eximio
Dignas laudes demus.

Primus ex apolstolis.

EN ESPAÑOL

Cuando Dios Padre,
Rey universal,
aporcionó las provincias terrenales
entre los apóstoles
escogió Santiago
para ilustrar España

Primero entre los apóstoles
martirizado en Jerusalén
el excelente Santiago
santificado está en su martirio.

Galicia buscó
la ayuda pía de Santiago,
cuya gloria es señal de carretera
para la gente
para que sus oraciones frequentes
broten en canciones:

"Señor Santiago
Gran Santiago
Dios nos ayude
ahora y para siempre"

Primero entre los apóstoles . . .

Todo el mundo de buena voluntad
remite omenaje a Santiago,
caballero de la piedad,
defensa de todos,
intercesor por las oraciones de su gente


Primero entre los apóstoles . . .

Quien espera liberarse
de sus cadenas
aclama su nombre
en los tiempos de peligro
por los milagros
que por él se llevan a cabo.

Primero entre los apóstoles . . .

O bendito Santiago
nuestra verdadera fortaleza
quita de nosotros los enemigos
y protege tu gente,
que nosostros, tus devotos
te placen.

Primero entre los apóstoles . . .

Santiago, esperemos perdón
mediante tú
y démoste
los dignos loores
que debemos
a padre tan excelente

Primero entre los apóstoles . . .

sábado, 30 de marzo de 2013

CRISTO HA RESUCITADO

Et exspécto resurrectiónem mortuórum, et vitam ventúri sæculi. Amen.
 
"La Rèsurrection des morts" (1870). Autor: Victor-Louis Mottez (13 de febrero de 1809 - 7 de junio de 1897)

 

martes, 26 de marzo de 2013

LA ONU INCLUYE EN LA LISTA DE LAS TORTURAS LA OPOSICIÓN AL ABORTO





Traducción de una nota original de la Redacción de TEMPI.

Quien se opone al aborto y se niega a practicarlo "inflige una forma de tortura a la mujer". Es cuanto se puede leer en el "Informe del Relator especial sobre tortura y otros tratos o penas crueles, inhumanas o degradantes", firmado por el comisario Juan E. Méndez, documento presentado durante la 22 sesión del Consejo de Derechos Humanos de la ONU. Se puede leer: "Entes internacionales y regionales activos en el ámbito de los derechos humanos han comenzado a reconocer que el abuso y el maltrato de mujeres que solicitan servicios de salud reproductiva pueden causar tremendos y duraderos sufrimientos".

DENEGAR EL ABORTO ES TORTURA. Entre los ejemplos está: "denegar los servicios sanitarios legalmente disponibles, como el aborto o la convalescencia post-aborto". Como escribe il Foglio "un aborto negado es explícitamente parangonado a la esterilización y a la mutilación genital, citados justamente en el informe como ejemplos de tortura. En el punto 47 se cita el caso de una mujer polaca a la cual le fue negado un test genético sobre el feto tras las anormalidades evidenciadas en un examen ecográfico. Según se lee en el informe de la ONU, en casos como ese: “el acceso a las informaciones sobre salud reproductiva es fundamental para que una mujer pueda ejercitar la autonomía reproductiva y los derechos a su salud e integridad física". Negar las informaciones sobre un niño "no-apto", indigno de vivir, es una violación de los derechos humanos".

PROHIBIDO LIMITAR LOS ABORTOS. La ONU, por lo tanto, penaliza y nombra como "tortura" no el asesinato de un niño en el vientre materno, sino todas las leyes que limitan el recurso al aborto y tal vez, mañana, todas aquellos médicos que se niegan en conciencia a practicarlos.

FUENTE:

ABORTO, ONU: L’Onu inserisce nell’elenco delle torture l’opposizione all’aborto                             

lunes, 18 de marzo de 2013

CARTA ABIERTA A BENEDICTO XVI


En el día de su onomástica, no queremos olvidarnos de él, de nuestro bienamado Joseph Ratzinger (Benedicto XVI) que ha escogido el silencio y la oración por la Iglesia. Lo tenemos en nuestro corazón y rezamos por él. Para agradecerle tanto y tanto, publicamos en español una carta originalmente escrita en italiano y publicada en el blog de Costanza Miriano, bajo el título Lettera aperta a Benedetto XVI

Dios le conceda muchos más años de vida y salud a él, que tanto bien ha hecho a la Iglesia, y que como el Dulce Cristo en la Tierra, ha sufrido el acoso de los lobos, la injusticia y la incomprensión de tantos protervos corazones ingratos. Somos fieles hijos del Papa Francisco, pero en nuestro corazón siempre estará Su Santidad Benedicto XVI.


Carta de Ivan Quintavalle.


Mi dulce Benedicto, ¿sabe que son días extraños? Hay una extraña atmósfera a esta parte.

La euforia es mucha, el mundo parece de improviso estar en vías de conversión. Tal vez es justo así, lo espero vivamente. Sin embargo, yo, no logro estar alegre.

Poco importa. Pero intento saber el porqué. Esta noche, he tratado de hacer claridad en mi corazón. Por desgracia, no estando Su Santidad, no puedo vivir todo esto con la misma serenidad de espíritu.

Ahora bien, en la lucha contra el insomnio, he entendido el porqué de esta sutil tristeza. La causa principal de este mi mal de ánimo es mi ingratitud. Quizás es el mal más evidente de todo hombre, y es el mal que, más que ningún otro, nos hace menos hombres. Estamos todos eufóricos por estos días de reencontrada pobreza, sin embargo ya no pensamos más en usted, que en este momento es el más pobre de todos.

Usted, que ha escogido la soledad y el silencio; usted, que no quiere mostrar al mundo su pobreza. Pues usted nunca ha querido exhibir sus virtudes. Usted... Sus virtudes las ha puesto al servicio de todos nosotros y de la Iglesia de Cristo. Sus virtudes las ha ejercitado de manera tan discreta e impersonal que no parecen suyas.

¡Cuán ingrato he sido y qué poco amable cuando lo he comparado!

He dudado al considerar su opción, tentado por un momento en reconocerle en ella un acto de cobardía. Y, en cambio, estos días todavía refulge en su grandeza. Más bien, la clarifican, aunque de modo invisible. Usted, Santidad, ha elegido el ocultamiento, la clausura.

Cuánta grandeza, cuánto coraje. Ningún amor propio. Solo la Cruz. Nosotros, continuamos haciendo comparaciones. Las hemos hecho con su amado predecesor Juan Pablo II, mientras usted escribía en silencio páginas memorables del Magisterio de la Iglesia.

Las hacemos ahora, mientras usted con su voluntaria ausencia, escribe su encíclica más bella. Aquella sobre la humidad. Hoy es el día de su santo, mi amado Benedicto. Le ruego que me perdone por mi ingratitud, pero sobre todo por mi falta de Fe.

Le deseo días felices, me comprometeré a ser un hijo mejor para el Papa Francisco, mejor de lo que he sido para usted.

En Cristo,

Ivan Quintavalle

jueves, 28 de febrero de 2013

O FELIX ROMA, O FELIX ROMA NOBILIS





 
O felix Roma, O felix Roma nobilis.
O felix Roma, Roma felix Roma nobilis.
Sedes es Petri, qui Christi vicem gerit,
Sedes es Petri, qui apostolus est pacis.
Pontifex te cum erimus omnes nos

Pontifex es magister qui tuos confirmas fratres.
Pontifex te cum erimus omnes nos
Pontifex es magister qui tuos confirmas fratres.
Pontifex fundamentum ac robur nostrum,
Homi numque piscator pastor es gregis ligans terram et coelum.

Petre, tu es Christi es Vicarius super terram,
Rupes inter fluctus, tu es pharus ac veritas.
Tu Christi es caritas, tu es unitatis custos,
Promptus libertatis defensor; in te auctoritas.
Petre, tu es Christi es Vicarius super terram,
Rupes inter fluctus, tu es pharus ac veritas.
Tu Christi es caritas, tu es unitatis custos,
Promptus libertatis defensor; in te auctoritas.
O Roma nobilis, O Roma felix nobilis.

sábado, 23 de febrero de 2013

IGLESIA, ATAQUES "INAUDITOS" Y "TERRORÍFICOS"

"Al final, Mi Inmaculado Corazón triunfará"


Traducimos al español, por su gran interés, el artículo Chiesa, attacchi «inauditi» e «terrificanti», de Massimo Introvigne 24-02-2013. Este artículo, como suele ocurrir con los textos de Massimo Introvigne, podrá orientarnos en las procelosas aguas que enturbian los enemigos de Dios y podrá permitir que interpretemos la hora presente, con los signos de los tiempos, de estos tiempos que se desenvuelven en la perplejidad, precipitados en la desinformación, la manipulación de noticias y, en fin, toda la corte de mentiras que propala el odio de los enemigos de Cristo y de su Santa Iglesia, los que asestan terribles golpes contra el Romano Pontífice. Nosotros, perseverando en la Fe, nos mantemos fieles al Dulce Cristo en la Tierra, al Sucesor de Pedro, al Santo Padre de Roma y pedimos a Dios que nunca permita que desfallezcamos, que nos asista para mantener siempre nuestra fidelidad a Él, concediéndonos cuanto sea menester para defender eficazmente a la Iglesia Católica hasta el último aliento de nuestra vida.




IGLESIA, ATAQUES "INAUDITOS" Y "TERRORÍFICOS", por Massimo Introvigne.

Así lo revela la nota, cierto que muy inusual, publicada el sábado por la Secretaría de Estado: es un ataque inaudito. Es el ataque al que está sometida la Iglesia en vista del Cónclave, y que es la culminación de cuanto ha sucedido durante todo el pontificado de Benedicto XVI. Una persecución diaria, que nunca se ha detenido. No empleo al azar la palabra "inaudito". Es una palabra muy fuerte que indica que no sólo, con esta gravedad, nunca sucedió antes, sino que -propiamente- tampoco nunca antes se escuchó decir. "Inaudito": que nunca antes ha sido oído. Empleo esta palabra porque es de Benedicto XVI. La emplea, en un pasaje que parece escrito para los acontecimientos de los últimos días, en la encíclica "Caritas in Veritate" (75): "Muchos, dispuestos a escandalizarse por cosas secundarias, parecen tolerar injusticias inauditas". Y con "sufrimientos inauditos" hizo referencia a las matanzas de cristianos en África, cuando el Papa se dirigió en una carta al presidente de los obispos de Kenia en el año 2008.



A "inaudito" hay que añadirle otro adjetivo de fuerza poco común: "terrorífico". El Papa lo empleó en el viaje a Fátima a propósito de los ataques que provenían del seno mismo de la Iglesia: "También es el hecho de que no sólo de fuera vienen ataques al Papa y a la Iglesia, sino que los sufrimientos de la Iglesia provienen precisamente del seno de la Iglesia, del pecado que existe en la Iglesia. Esto también se ha sabido siempre, pero hoy lo vemos de un modo realmente aterrador: que la más grande persecución de la Iglesia no viene de los enemigos exteriores, sino que nace del pecado en la Iglesia" Y -siempre a propósito de los ataques internos- en la carta del 10 de Marzo de 2009, donde explicaba por qué había levantado la excomunión a los obispos consagrados por el Monseñor Marcel Lefebvre (1905-1991), Benedicto XVI utilizó por tercera vez, una fortísima expresión, tomada de la Epístola a los Gálatas de San Pablo: que en la Iglesia hay algunos que quieren "morder y devorar" a los que perciben como adversarios y, por último al mismo Pontífice: "'Pero si mutuamente os mordéis y os devoráis, mirad que acabaréis por consumiros unos a otros'. He estado siempre inclinado a considerar esta frase como una de las exageraciones retóricas que a veces se encuentran en San Pablo. Bajo ciertos aspectos, también puede ser así. Pero desgraciadamente este 'morder y devorar' existe también hoy en la Iglesia."


Revisemos todo esto abriendo los periódicos hostiles a la Iglesia -siempre los de costumbre: desde "Repubblica" al "New York Times", de los que tantos otros se hacen eco, y sorprendentemente también otros medios que se dicen católicos- a propósito del Cónclave. Todo se reduce al escándalo, a la porquería, a la vergüenza. Noticias reales, tales como las relacionadas con los sacerdotes pedófilos son amplificadas desmesuradamente hasta perder cualquier contacto con la realidad, según el mecanismo que la sociología llama "pánicos morales". Ninguno se avergüenza de inventar noticias del todo falsas, como las que continúan circulando por Internet sobre las órdenes internacionales de arrestar a Benedicto XVI o la presunta mención, en el informe de tres cardenales que investigaron el caso Vatileaks, sobre la implicación de prelados cercanos al Papa en escándalos sexuales.

Sólo un cardenal -comprometido en defender el Magisterio del Papa- es citado a los tribunales, en tanto que posible "papable". Con razón o sin ella pronto se denuncia cualquier escándalo, preferentemente ligado a la pedofilia y, todavía mejor, remontándose a unas décadas atrás, pero sobre el cual -véase el caso- los jueces reclaman la declaración al cardenal precisamente en estos días. Le está sucediendo en los Estados Unidos al cardenal Timothy Dolan, arzobispo de Nueva York y presidente de la Conferencia Episcopal, según un modelo de "justicia de relojería" inventado por ciertos fiscales italianos, empero extendido ahora por todo el mundo. Y no es el único caso.

¿Quién ha conspirado contra Benedicto XVI y ahora conspira contra el Cónclave? ¿Quién "muerde y devora"? ¿Quién, con estrategias "terroríficas", trata de encubrir sus "injusticias inauditas"? La respuesta es compleja, y ciertamente no hay un único "personaje", un único director. Para comprenderlo mejor, podemos examinar la primera gran ofensiva que se orquestó contra Benedicto XVI, a partir del discurso de Ratisbona del 12 de Septiembre de 2006, que contenía una cita juzgada como en algo ofensiva en lo que concernía al Islam y a los musulmanes.

Apenas pronunciado este discurso, se inició un proceso en tres fases. La primera fase: un buen número de medios de comunicación occidentales, a la cabeza el de costumbre -New York Times-, sacando la cita fuera del contexto y, de golpe y porrazo, abriendo la primera página con la noticia de la presunta ofensa a los musulmanes. Segunda fase: el coro al unísono de los líderes católicos hostiles al Papa, complacientemente conceden entrevistas a los mismos medios de comunicación. En tercer lugar: los musulmanes ultra-fundamentalistas difunden la noticia en los países donde operan y se pasa a la violencia, contra monjas y sacerdotes, golpeados y asesinados, y son incendiadas las iglesias.


Este esquema se vuelve a encontrar en muchos otros episodios. Un ejemplo típico es aquel de Marzo de 2009 cuando -sobre el avión que lo llevaba a Camerún- Benedicto XVI responde a un cronista francés que le hizo una pregunta sobre el SIDA, explicando que la distribución masiva de preservativos no resuelve, sino que agrava el problema. La respuesta del Papa -por otro lado, científicamente correcta- ocupa las noticias internacionales durante todo el viaje, eclipsando sus profundas enseñanzas sobre las fechorías de las instituciones internacionales y algunas multinacionales en África -y tal vez puede que con ese sólo propósito. También aquí están los principales medios de comunicación laicistas para montar bulla, pero entonces -la segunda fase- intervienen para "morder" al Papa los teólogos progresistas y los "católicos adultos". Por lo que -es la tercera fase- llega la violencia, no física esta vez, pero institucional de los gobiernos como Bélgica que critican al Papa y anuncian medidas contra la Iglesia. Se crea aquí el contexto en el cual, después de algunos meses, la policía belga, a la caza de improbables pederastas, secuestrará físicamente por unas horas a los obispos locales y abrirá las tumbas de dos cardenales, para buscar en ellas documentos relativos a la pedofilia que allí hubieran podido ser escondidos, tal y como una de las peores páginas de Dan Brown.


Los ataques son "inauditos" precisamente por no proceder de una sola parte. Contra Benedicto XVI y hoy contra la Iglesia y el Cónclave se puede decir que los promueven cinco enemigos distintos.

El primero, tal vez más potente y peligroso, es el constituido por la galaxia de organizaciones laicistas, homosexualistas, masónicas, feministas, desde las clínicas de aborto y eutanasia, desde industrias farmacéuticas que venden productos abortivos, de los abogados que reclaman indemnizaciones multimillonarias por los casos de pedofilia. Estos lobbys odian a la Iglesia por su oposición intransigente al relativismo y por su defensa de los principios no negociables en los temas de la vida y de la familia, que muchas veces también incomodan negocios muy lucrativos. Y es un lobby que tiene una influencia de verdad que "inaudita" sobre los medios de comunicación mundiales más potentes.


El segundo grande enemigo de la Iglesia, a menudo peligrosamente descuidado por el malentendido espíritu de diálogo y "buenismo", es el ultra-fundamentalismo islámico. Ilusionado en que es de veras posible para el Islam reemprender la conquista del mundo entero, entusiasmado por sus éxitos, primero terroristas -a partir del 11 de Septiembre- y después politicos, el segmento más radical del Islam fundamentalista ha sufrido como una herida intolerable que los cristianos hayan sobrepasado, según estadísticas, a los musulmanes en el continente africano -el dato se refiere a África en su conjunto, incluido el Magreb -y ha respondido con asesinatos y masacres. A este fundamentalismo radical Benedicto XVI -muy cuidadoso en no confundirlo con el Islam en general- siempre lo ha tenido en cuenta. Ciertamente, el ultra-fundamentalismo islámico está ideológicamente muy lejos del laicismo. Pero está dispuesto a aprovechar los medios de comunicación laicistas para atacar a la Iglesia, y aprovecharse del silencio de estos medios cuando su violencia se dirige contra los cristianos.  


El tercer gran enemigo de Benedicto XVI ha sido y es el progresismo católico y la acción insistente y fastidiosa de aquellos "católicos adultos" y teólogos que han visto amenazados su autoridad y su poder en la Iglesia con el desmantelamiento, llevado a cabo por Benedicto XVI, de aquellas interpretaciones del Concilio Vaticano II en términos de discontinuidad y ruptura con el Magisterio precedente, interpretaciones sobre las cuales y durante décadas habían construido carreras y fortunas. Y hoy, a la vista del Cónclave, este progresismo -cuyas quejas encuentra rápidamente eco en los medios de comunicación internacionales de signo laicista- intenta agredir de antemano a los cardenales más activos y fieles en difundir estas enseñanzas del Pontífice.


Pero la "hermenéutica de la reforma en la continuidad" del Vaticano II del Papa Ratzinger, si subrayó la continuidad, también ha precisado siempre que no es facultativo aceptar, del Concilio, el elemento de reforma.Y justo sobre el punto según el cual es obligatorio aceptar el Concilio en sus documentos, y también en su sentido de acontecimiento histórico global, Benedicto XVI ha sido atacado cada vez con mayor acritud también por un cuarto frente, el de los ultra-conservadores que tal vez al inicio se habían ilusionado con encontrar en él un cojín y un sostén. Solo el que no conoce estos ambientes no se da cuenta de cuantas voces y rumores -más tarde recogidos por los medios de comunicación anti-católicos- han sido inicialmente difundidos justo aquí, y de cuantos daños han producido los ataques que han tratado de golpear a Benedicto XVI sobre el punto grave y delicadísimo de la ortodoxia doctrinal, sembrando dudas y sospechas. Y en los últimos días hemos visto que el respeto ostentado por ciertos ambientes ultra-conservadores por el Papa no era nada más que fachada, cuando algunos, con un violento mal gusto, lo han comparado incluso con el capitán Schettino* (ver nota abajo), y le han atacado sin reservas por el discurso a los párrocos romanos, donde Benedicto XVI reiteró el deber de fidelidad de todos al verdadero Vaticano II, que era y es diferente de su representación a menudo distorsionada en los medios de comunicación.


Por último, Benedicto XVI ha tenido también un quinto enemigo, inconsciente e involuntario, pero no por ello menos peligroso. Se trata de las imprudencias, demoras y errores de comunicación de los mismos colaboradores del Papa. En la época de Internet y de Facebook si una noticia falsa no se desmiente en dos o tres horas, la posibilidad de réplica eficaz se reduce a poco más que cero. Mejorar la comunicación de la Santa Sede es uno de los grandes desafíos que ocuparán al próximo Pontífice.


Los resultados de estos ataques "inauditos", lo dijo entonces el Papa en el viaje a Fátima, son a su vez inauditos. No solo leyendo los periódicos o mirando la televisión nos encontramos ante "ambientes humanos donde el silencio de la fe es más amplio y profundo: los políticos, los intelectuales, los profesionales de la comunicación que profesan y promueven una propuesta monocultural, con desprecio por la dimensión religiosa y contemplativa de la vida". Es que también la misma fe está en peligro de muerte. "La fe en amplias regiones de la tierra corre el riesgo de apagarse como una llama que languidece y no se aviva". No sólo hay corifeos del secularismo, sino que "no faltan creyentes que se averguenzan y que tienden una mano al secularismo". Y el resultado es que la misma verdad natural se ve mermada: y todo "pueblo, que deja de saber cuál sea la justa verdad muere perdido en los laberintos del tiempo y de la historia". 


No ver lo tan "inauditos" que son los ataques no es cultivo de la esperanza cristiana, sino solo imprudencia. "El hombre ha podido desencadenar un ciclo de muerte y de terror, pero no logra detenerlo", dijo entonces el Papa en Fátima. Al mismo tiempo, justo en Fátima, el Papa ha recordado las palabras de la Santísima Virgen María que, después de haber anunciado terribles tragedias, concluyó su mensaje en Portugal anunciando: "Al fin, mi Inmaculado Corazón triunfará". Sí, repetía entonces Benedicto XVI, "ningún poder adverso podrá destruir jamás a la Iglesia". Probablemente corresponderá al próximo Pontífice celebrar en 2017 el centenario de las apariciones de Fátima. Ahora merece la pena releer, con temor y esperanza -toda vez hecha la consideración tan realista de la crisis inaudita y "terrorífica"- cuanto Benedicto XVI hubo afirmado en Fátima el año 2010, a siete años vista del centenario del 2017: "Que estos siete años que nos separan del centenario de las Apariciones puedan apresurar el preanunciado triunfo del Inmaculado Corazón de María, a gloria de la Santísima Trinidad".

NOTA:

*Recordamos que el capitán Francesco Schettino se encontraba al timón del crucero italiano "Costa Concordia" y que, por su imprudencia, llevó al barco a chocar contra un arrecife de la costa italiana, provocando un siniestro de gran envergadura, esto ocurrió el viernes 13 de Enero de 2012.

Massimo Introvigne, en LA NUOVA BUSSOLA QUOTIDIANA


jueves, 21 de febrero de 2013

OBEDECED AL PAPA COMO A UN JEFE Y AMAD AL PAPA COMO A UN PADRE


Monseigneur Charles Gibier, Obispo de Versalles

Obedeceréis al Papa como a un jefe y le amaréis como a un padre.

El libertador de Irlanda, O'Connell, quiso morir en Roma. Detúvole la enfermedad en Génova, y en sus últimas disposiciones dejó su cuerpo a Irlanda, su corazón a Roma y su alma al cielo. ¡Su corazón a Roma! Efectivamente, hacia este punto deben volverse los afectos de un cristiano. Amar al Papa como se ama a un padre.

Obedeced al Papa como se obedece a un jefe. ¿Por ventura no creeis que todos los enemigos de la Iglesia pegan en la cabeza para destruir el cuerpo, que el Papa los molesta, que quisieran despopularizarlo y suprimirlo? La conducta de los impíos nos dicta la nuestra. El Papa se muestra cabeza espiritual. Cuanto más combatido es, más debemos apretarnos en torno suyo y acoger con respeto sus órdenes, sus consejos y todos los ecos de su voz.

"Conferencias apologéticas. Objeciones contemporáneas contra la Iglesia" Volumen I, Monseñor Carlos Gibier, Obispo de Versalles. Traducción de la vigésima edición francesa por el Doctor Modesto H. Villaescusa. Editorial Litúrgica Española, S. A., Barcelona, año 1926.




sábado, 16 de febrero de 2013

CON PEDRO, CON BENEDICTO XVI



"¡Oh Padre! ¿Quién hubiera podido esperar que llegaríais a semejante extremo, y que, después de haber convertido y civilizado a Europa, os veríais obligado a decirle, como en otros tiempos San Pedro: "No tengo oro ni plata; pero todo lo que poseo, os lo doy. Poseo la verdad, que ilumina todavía con sus rayos cautivos a vuestra Europa agitada; poseo la gracia, cuya misteriosa circulación a través de las almas suscita en ellas las únicas virtudes que permanecen, y que bastarían para salvaros; poseo la autoridad, que sostiene lo que os resta de autoridad; creo la obediencia que vosotros destruís, y mantengo sobre vuestras cabezas un rayo de majestad, de la que ya no sois dignos". ¡Oh Padre, experimentamos semejantes beneficios! ¡Oh Vicario de Jesucristo, humillado y triunfante en proporción de los desprecios que os rodean, no os abandonaremos jamás! Lucharemos con vos hasta el fin; no escatimaremos nuestro oro ni nuestra sangre; y mientras dure la crisis, tendremos presentes en la memoria estas magníficas palabras de San Luis:

"Querido hijo, no olvides jamás al Papa de Roma, y ayúdale en todas sus necesidades"."

Monseñor Bougaud, "El cristianismo y los tiempos presentes", Tomo IV "La Iglesia", pp. 516-517.

Nunca olvidaremos a Benedicto XVI. Nunca agradeceremos suficientemente todo su amor paternal, todas sus enseñanzas, su Holocausto a Dios. Quisiéramos reparar todas las ofensas que ha recibido durante su Pontificado, todas las amargas deslealtades y traiciones, todo el odio de sus rabiosos enemigos internos y externos. Y lo haremos, permaneciendo fieles a Él. Estará por siempre en nuestros corazones y pedimos a Dios que nos confirme en la fidelidad a la Iglesia y en la lealtad a Benedicto XVI, el Sucesor de Pedro.

El eximio apologista francés Monseñor Louis Victor Emile Bougaud (1824-1888), Obispo de Laval




sábado, 9 de febrero de 2013

RAZONES PARA FORTALECER LA ENSEÑANZA RELIGIOSA



 Autor: Harry Robert Mileham. Cuadro: "El flautista de Hamelin". Año: 1942.

SECTAS Y CONTRA-SECTAS

Las sectas crecen en las modernas sociedades, donde tras décadas agrediendo a la familia -célula de la sociedad- se han ido destruyendo los vínculos familiares: cuando las  células sociales básicas sufren una agresión de tal envergadura se resiente el tejido social, y la misma sociedad languidece y declina. Según el sociólogo Zygmunt Bauman hoy parece prevalecer la "modernidad líquida": con ello alude Bauman a este tipo de sociedad donde la revolución internáutica (las redes sociales, el chat... Y los diversos medios de comunicación internáuticos) han permitido un flujo de información y relaciones interpersonales como nunca se ha podido ver en el pasado, pero donde la mayor parte de las veces estas relaciones se muestran evanescentes y vacías por la desconfianza o la superficialidad, por la falta de contenido real, mostrando a la postre unas relaciones cuya mejor metáfora tal vez sería la sugerida por Bauman: lo "líquido" (virtual) frente a lo "sólido" (real). Tanto en el ámbito virtual como en el real, las sociedades occidentales, instaladas en un relativismo que impregna todos los órdenes, asisten al despliegue de todo un supermercado pseudo-religioso (New Age y otros fenómenos son sucedáneos espiritualoides). En este relativismo prosperan y proliferan los estafadores, los alucinados y los delincuentes pseudo-espirituales: las sectas. Y es que, contra lo que afirman los ateos y promueven los laicistas, muy a su pesar -si tuvieran inteligencia- ateos y laicistas tendrían que reconocer que la anulación de la religiosidad humana es imposible, por más que lo intenten con sus campañas propagandísticas o sus leyes inicuas que marginan, discriminan y pugnan por conducir a las catucumbas a los más diversos credos cristianos: sobre todo, asestando golpes mediáticos o físicos contra los ortodoxos y nosotros los católicos romanos.

Por mucho que se empeñen, en todo ser humano alentará siempre el anhelo de religiosidad. Si los canales a la religión tradicional de un país son obturados, las personas buscarán en otras partes. Y cuando eso ocurre, cuando los adolescentes y jóvenes (también afecta a los adultos) no pueden entroncar con su tradición religiosa, los adolescentes y jóvenes se convierten en fáciles presas de sectas destructivas, lideradas en tantos y tantos casos por siniestros personajes con perfil psicópata. Estos adolescentes y jóvenes, en sociedades así, como la nuestra, son captados por sectas y, una vez que caen en la trampa, experimentan una degradación de su dignidad humana: los "sectarizados" pierden su personalidad, son apartados de sus ámbitos familiar y social y son explotados laboral o sexualmente por los líderes de estas asociaciones de malhechores. En todo gurú sectario hay un peligroso flautista de Hamelin, psicópata y manipulador.

Oleg Vladimirovich Zaev, Director del Centro para la lucha contra organizaciones sectarias de Novosibirsk


Así ha pasado y está pasando en muchos lugares del planeta. Recientemente ha sido en Rusia donde se ha procesado a un líder sectario -Konstantin Rudnev- que fundó el "Ashram Shambala" en 1989, captando miles y miles de jóvenes, a los que sometía a prácticas aberrantes, abusando de ellos sexualmente y atentando contra los derechos de los miembros de su organización criminal. La Justicia rusa ha actuado con rigor. Pero lo que más nos ha impresionado de la noticia (que puede leerse aquí) es la magnífica conclusión que extraía de toda esta triste historia Oleg Vladimirovich Zaev, director del Centro para la lucha contra organizaciones sectarias de Novosibirsk, que propone enmendar y mejorar la legislación que aplaque esta lacra tan perjudicial y a la vez, desde las escuelas, se fortalezca y mejore la enseñanza religiosa:

"Por una parte, hay que mejorar el nivel de la educación de los ciudadanos en asuntos religiosos y, entre otras cosas, incluir clases de religión en las escuelas. Al mismo tiempo, hay que dar a conocer a la población las principales técnicas que utilizan los estafadores en el ámbito religioso y psicológico” -afirma Zaev.

Esta que aporta Oleg Zaev es una razón poderosa para defender la Enseñanza Religiosa Católica en España y no esas melífluas pamplinas que algunos tratan de argumentar (véase, aunque puede espantar por la ineficaz inanidad y la concesión a los tópicos más vanos, este decálogo que han publicado recientemente los delegados de Educación de las Diócesis de Euskadi: esas son las razones para "animar" a la inscripción de los niños en Enseñanza Religiosa: ¿qué padre o madre se dejaría convencer por esas vaguedades?). 

Pero, claro: por supuesto, ni que decir tiene que la Enseñanza Religiosa Católica -que tanto bien puede hacer- requiere, para este cometido social (de interés general) un cuerpo profesoral previamente formado en el conocimiento de esos llamados "movimientos de nueva espiritualidad" (o sea: sectas), tan peligrosos para nuestros jóvenes y para nuestra sociedad, así como saber el "modus operandi" de estas organizaciones nefastas.

Las sectas son venenos de una ciénaga que crece cuando no se tienen las ideas claras desde el poder político y se ha bajado la guardia desde la religión tradicional, que tiene que salir del rincón al que la han llevado sus enemigos. Y en este asunto de combatir a las sectas desde la enseñanza cualquier persona con un mínimo de inteligencia, aunque no sea católico, estará de acuerdo. La mejor forma de proteger a nuestros adolescentes y jóvenes de estas organizaciones delictivas y destructivas es una buena educación religiosa y leyes que impidan que personajes execrables puedan actuar haciendo prosélitos para sus organizaciones, ámbitos en los que impunemente cometen abusos intolerables contra las personas.

Pero, en España, como es la costumbre, se preferirá seguir soplando la gaita, por parte de los católicos acomplejados y pusilánimes... Y los políticos españoles -cuya formación cultural tanto deja que desear- optarán por la "libertad religiosa", sin saber definir a ciencia cierta lo que es una "religión", sin preocuparse por distinguir una religión de una organización criminal que opera bajo cobertura pseudo-espiritual (esto es: secta).

UNA EDUCACIÓN RELIGIOSA PRESERVA A LA JUVENTUD, PROTEGIÉNDOLA DE LAS SECTAS DESTRUCTIVAS

martes, 5 de febrero de 2013

UN "SAN DIMAS" EN EL TEATRO SOVIÉTICO

Cristo y San Dimas, el Buen Ladrón: Tiziano.


Lo que el lector va a tener ocasión de leer ocurrió realmente. No se encuentra mucha información sobre esta anécdota, pero es real. Hemos tenido ocasión de encontrarla en inglés, pero la mayor prueba es que la publicó el ABC de Madrid y hemos puesto, al final del texto, el enlace con la Hemeroteca del prestigioso diario español. Hemos tratado de buscar alguna fotografía del protagonista de esta anécdota, pero nos ha sido imposible hallarla: ni siquiera consultando en fuentes rusas. Constituye un testimonio de la grandeza humana, además de una prueba de la eficacia con la que obra el Espíritu Santo en los corazones que se convierten a Cristo Jesús. Leer esta anécdota nos ha edificado y esperamos que edifique a nuestros lectores.


Sobre las tablas de un escenario moscovita, contemplado por un público que abarrotaba el teatro, el actor soviético Alexander Rostovtsev tenía que interpretar el papel protagonista en una burda y grosera comedia, producto de la propaganda atea, plagada de blasfemias. Rostovtsev pertenecía a la elite cultural de la U.R.S.S. y era un acérrimo marxista. El escenario representaba un altar burlesco: la cruz estaba hecha de botellas de vino y cerveza. Los popes gordinflones cantaban una misa de borrachos, pronunciando fórmulas blasfemas. Unos monjes jugaban a los naipes, mientras bebían alcohol y gastaban bromas de mal gusto.

En aquel aquelarre diseñado por el rabioso y delirante marxista que había escrito aquella blasfemia aparece el actor estelar: Alexander Rostovtsev. Interpretaba a Cristo y vestía una túnica, traía en las manos el Nuevo Testamento. El guión decía que debía leer dos versículos del Sermón de la Montaña, para acto seguido arrojar el libro con desdén y gritar: "¡Dame mi frac y mi sombrero! Prefiero una sencilla vida proletaria". Todo el mundo esperaba la intervención de Rostovtsev, anticipadamente los espectadores se solazaban, imaginando alguna blasfemia que reír. Pero sucedió lo que nadie podía suponerse. 

El actor leyó los dos versículos que mandaba el guión, sí: pero lo hizo con el mayor respeto y no arrojó el Nuevo Testamento, sino que continuó con las Bienaventuranzas: "Bienaventurados los mansos, porque ellos heredarán la tierra" y así... Con el máximo respeto: incluso conmovido. El apuntador le hacía señas desesperadas para que se detuviera, pero el actor siguió con las Bienaventuranzas, hasta que terminó. El público había quedado suspenso. Los jefes de la KGB se miraban impotentes, reprobaban con la cabeza aquella inesperada intervención dramática que había echado a pique toda aquella irreverente farándula.

Cuando Rostovtsev concluyó las palabras del Sermón de la Montaña, se persignó a la manera ortodoxa y dijo las palabras de San Dimas, el Buen Ladrón: "
Señor, acuérdate de mí cuando estuvieres en tu reino" y a continuación abandonó el escenario. Nunca más se volvió a saber de Alexander Rostovtsev. No quedó ni rastro de él. Por este último papel que hizo esperemos que Dios se acordara de él y lo admitiera en su Reino.




Reproduzco aquí abajo la noticia textual de este suceso, publicada en su día por el ABC de Madrid.




NOTICIA:

"Edición de la mañana del ABC de Madrid, Domingo 27 de Junio de 1965

UN ACTOR RUSO SE CONVIERTE AL CATOLICISMO INTERPRETANDO EL PAPEL DE CRISTO

Roma 26. Ha llegado la noticia de que el célebre actor ruso de teatro Alexandre Rostovzev, se ha convertido al cristianismo durante la representación de una comedia titulada: "Cristo en frac". La obra teatral ridiculizaba al cristianismo, presentando a los popes y monjes ortodoxos bebiendo vodka y jugando a los naipes sobre el altar de una iglesia. En medio de esta escena aparece Cristo en persona para pronunciar un grotesco Sermón de la Montaña. Rostovzev pronunció con toda dignidad el texto de las Bienaventuranzas y después, en medio de un gran silencio, hizo la señal de la cruz a modo oriental y exclamó las palabras del buen ladrón en la cruz: "Señor, acuérdate de mí cuando estuvieres en tu reino".

Enlace con la Hemeroteca del ABC de Madrid: 27/06/1965






http://challengeacepted.files.wordpress.com/2011/05/sergei_eisenstein.jpg
El cineasta soviético Serguéi Eisenstein, posando con una calavera



sábado, 2 de febrero de 2013

LOS "GOTTESFREUNDE": LA PERSECUCIÓN DE LOS BUENOS


"Regocijaos en el Señor" (1896), mural de Viktor Vasnetsov


ECKHART Y LOS "GOTTESFREUNDE"

En la Edad Media tuvo lugar el florecimiento de la mística católica: el foco fue el dominico Maestro Johann Eckhart (Hochheim, 1260 - Aviñón, 1327). En 1329 el Papa Juan XXII condenó algunas de sus doctrinas por hallarlas heterodoxas. El místico dominico, antes de morir, se había retractado con gran humildad de todo cuanto hubiera escrito o dicho que contraviniera el Depósito de la Fe, proclamando su voluntad de permanecer siempre obediente a la Santa Madre Iglesia, con estas palabras:

"Yo, maestro Eckhart, doctor en Sagrada Teología, protesto ante todo, tomando como testigo a Dios mismo, que siempre he rechazado, en cuanto he podido, todo error sobre la fe y toda corrupción de costumbres, ya que esos errores son contrarios a mi condición de maestro y a mi Orden. Por tanto, si se encontrasen proposiciones erróneas concernientes a lo que yo he dicho, escritas por mí, dichas o predicadas, en privado o en público, en cualquier momento o lugar, directa o indirectamente, según una doctrina sospechosa o falsa, yo las revoco aquí expresamente y públicamente, ante todos y cada uno de los presentes...".

Lo equívoco de su lenguaje y la condena eclesiástica es empleado con malas artes por algunos personajes y grupos, de los que podríamos incluir en ese fenómeno nebuloso llamado "New Age". Es por ello que podemos ver que el Maestro Eckhart es citado y empleado frecuentemente en libros y círculos sospechosos, con el capcioso propósito de confundir a los cristianos. Sin embargo, su humildad y obediencia a la Santa Iglesia, la vida ejemplar del Maestro Eckhart y sus frutos (tantos y tantos discípulos que adelantaron mucho en su vida espiritual y mística, hoy santos o bienaventurados) rehabilitan su figura para nosotros los católicos, así como su obra, siempre y cuando sea leída tal y como marca la Santa Madre Iglesia, para evitar cualquier equívoco. No en vano, el año 1992 la Congregación para la Doctrina de la Fe rehabilitó al Maestro Eckhart.

El Rvdo. P. Fray Luis G. Alonso Getino, O. P. (Lugeros, 1877 - Madrid,1946) publicó el año 1922 unas luminosas páginas sobre ese colosal movimiento místico del que el Maestro Eckhart fue uno de los máximos exponentes: los "Gottesfreunde" fueron una de las más asombrosas redes invisibles de santos y santas de toda Europa que se escribían, se visitaban y vivían, en sus celdas conventuales o en sus casas, la aventura más silenciosa de todas: la santidad. El P. Getino llega a decir: "El caso se presenta como único en la historia, si es que en nuestros días no se está repitiendo". Y eso lo escribe en 1922: el mismo año en que en España San Josemaría Escrivá de Balaguer recibía los grados de ostiario y lector, exorcista y acólito; San Pedro Poveda trabajaba incansablemente en su fundación; Plinio Corrêa de Oliveira en Brasil se preparaba para su gran Cruzada contra-revolucionaria... Y tantos y tantos "amigos de Dios" por todo el mundo eran instrumentos aptos para el crecimiento del Reino de Cristo, con ese discreto y silencioso proceder del Espíritu Santo.

Ofrecemos aquí abajo unos pasajes del P. Getino sobre este asunto de los "Amigos de Dios" de la Cristiandad medieval.
Maestro Eckhart

 LOS GOTTESFREUNDE Y LA PERSECUCIÓN DE LOS BUENOS

"Los amigos de Dios (Gottesfreunde), que así se les llamaba y aún se les llama, formaron una red de prosélitos que se extendió, no sólo por Alemania y Austria, sino por Bélgica, Francia e Italia, y aun por España, según dan a entender las cartas de Venturino de Bergamo, modernamente publicadas, incorporando así, no sólo a los dominicos, que fueron los más señalados campeones, sino a benedictinos, cartujos, carmelitas, agustinos, franciscanos de ambos sexos y a seglares de todo sexo, edad y condición.

Los más conocidos caudillos de aquella singular cruzada del anonadamiento propio y de la unión con Dios, fueron:

El Maestro Eckhart, el viejo, patriarca de todos, al que veneraban como a un profeta, calificándole de "maestro sabio", "maestro que enseña todo camino de verdad", "maestro a quien Dios nada oculta jamás", "el bienaventurado", "el santo", "el divino maestro". Susón mismo le llama "muy santo maestro", asegurando que con sus consejos le sacó del mar de tribulaciones que le había afligido diez años, y que se le había aparecido resolviéndole dudas sobre la vida espiritual. Taulero, el "doctor iluminado", llama a Eckhart "teólogo insigne y venerable padre".

...

Juan Ruysbroeck, "lira del Espíritu Santo", Henrique Susón, Venturino de Bergamo y Juan Taulero superaron en cierto modo la fama del Maestro, porque sus escritos tuvieron más fortuna, aunque todos tuvieron raras vicisitudes [...], raras y sorprendentes para el común de los mortales. No lo serían tanto para los amigos de Dios, particularmente para aquel "a quien Dios jamás ocultaba cosa alguna". Los que predicaron con tanta insistencia la desolación, la tribulación, la aniquilación misma de la voluntad propia, como presupuesto indispensable para la unión con Dios, era preciso que supieran por experiencia lo que purifica y desprende del mundo la más terrible de las persecuciones: la persecución de los buenos.

Porque los místicos y, en general, las almas que anhelan perfección no pueden diferenciarse de los mártires por la cantidad de tormento y de prueba, que a todos ha de ser común, sino en que unos son martirizados rápidamente por los tiranos enemigos del cristianismo y otros lentamente por los mismos cristianos. A este propósito suelen decir los místicos que como el diamante se pule mejor que con nada con polvo de diamante, así las almas escogidas se purifican más eficazmente con la contradicción de los buenos, unas veces dando motivo a la persecución con sus imprudencias y equivocaciones, y otras porque la Providencia permite la incomprensión entre los buenos para que surja el choque y con él la prueba y el merecimiento. Una de las prácticas por que más batallaron fue la de la comunión frecuente y aun diaria, que los amigos de Dios querían restablecer.

Por toda clase de pruebas y persecuciones pasaron los amigos de Dios, que empezaron por ver a su Maestro común discutido, procesado y hasta condenado. ¡Cosa rara! Aquel hombre que, como dice Verner; "llena toda la literatura alemana de la época con sus ideas, con su doctrina y hasta con su nombre"; aquel maestro de espíritu que dirigía centenares de almas contemplativas y a quien los maestros veneraban como maestro, encarnación tan profunda del genio alemán, que Lutero quiso apoyarse en él y los hegelianos le tienen por precursor de Hegel, se vió procesado, y no por imaginarios defectos, sino por verdaderas exageraciones de frase, más propias de un exaltado que de un escolástico, como él era.

El maestro Eckhart, al principio, quiso despreciar la tormenta; más luego, viendo lo que de ella pudiera derivarse para su obra, y como presintiendo su próxima muerte, se subió al púlpito de la Iglesia de Colonia, y con gran aparato y solemnidad se retractó por adelantado de cuanto pudieran encontrar en sus escritos y sermones, erróneo, según el juicio de la Iglesia, muriendo al poco tiempo, en 1327."

Para más información sobre el sabio P. Getino, aconsejamos leer este enlace: